Inicio / Porque estudiar también puede ser divertido

Porque estudiar también puede ser divertido

  • estudiar divertido | Uniandes
    estudiar divertido | Uniandes

Muchas veces los parciales pueden causar miedo o inseguridades en nuestra vida académica, no obstante, hay algunas estrategias que te pueden ayudar al momento de presentar un examen para mantener a raya esas emociones. En esta nota te las explicaremos en detalle.

Recuerda que desde el primer día que empiezas a estudiar, debes tener una buena actitud y disposición, pues esto tiene un gran impacto en tu proceso de aprendizaje, una vez estés preparado, planea tu tiempo, recuerda que estudiar en exceso no te ayudará a retener más información, por el contrario, cuando llegue el momento del examen, vas a quedar en blanco. Es importante que te plantees horas del día que sean óptimas para estudiar, esto te ayudará a estar más concentrado en el tema que estés repasando, sea matemáticas, literatura o inglés. Recuerda que comprender el tema no es suficiente, que es necesario que practiques y que resuelvas tus dudas para tener claridad en los temas.  Con todo lo anterior, podrás llegar con tu mente clara y tranquila al día del test.

Aunque todos los procesos de aprendizajes son distintos, existen algunas pautas generales para que te prepares y tengas resultados en tus parciales:
 

  1. Planeación: es importante que planees tu manera de estudiar, puedes utilizar herramientas como el programa del curso para tener claros los contenidos que pueden ir dentro del parcial, también puedes volver a resolver los parciales anteriores -que tu profesor(a) comparta con el curso-  como estrategia de práctica y organizar tus lecturas o apuntes de clase para tener toda la información que necesites a la mano.
     
  2. Repaso: una vez tengas clara la información que irá en tu parcial puedes integrar y organizar las ideas del curso para volver a leerlas, ten presente que debes iniciar el repaso una semana antes del examen para que te alcance el tiempo, pero sobre todo debes encontrarle un sentido a lo que estás estudiando. 
     
  3.  Otras estrategias: Puedes repasar los contenidos de tu clase para identificar las preguntas centrales del curso, hacer un resumen de toda la información por medio de mapas mentales, esquemas o diagramas y si puedes, reúnete con tus compañeros para socializar lo aprendido. Porque estudiar si puede ser divertido.
     
  4. Durante el examen: primero recuerda mantener la calma, revisa todo el examen y escoge las preguntas más fáciles para trabajar en ellas, monitorea el tiempo que le dedicas a cada una, si no puedes resolver alguna no te enfrasques, continua y al final retómala. 

 

Recuerda dormir bien, alimentarte de manera óptima, estirar tus músculos antes de sentarte a resolverlos y en lo posible, deja de lado los energizantes o bebidas como el café. Que no te asusten los parciales, prepárate, confía en ti  y verás que al momento de realizarlos, no serán un problema.

Charla dictada por Rosa Diana Moreno Marin y Patricia Padilla Moreno

Artículo escrito por Andrés Torres y Paola Beltrán